Profile

Join date: Jun 29, 2022

About
0 Like Received
0 Comment Received
0 Best Answer

La aterosclerosis y la hipertensión arterial son las principales causas de las enfermedades cardiovasculares. Una persona puede ni siquiera ser consciente de su enfermedad durante mucho tiempo, mientras que la enfermedad afecta de forma silenciosa e inadvertida a los órganos diana: corazón, cerebro, ojos, riñones...


Por eso no hay que ir al médico cuando ya se han experimentado síntomas que pueden ser indicativos de un problema cardiovascular -dolor, pesadez en el pecho, palpitaciones- sino mucho antes, antes de que aparezcan los síntomas.


Y, por supuesto, si te encuentras con síntomas cardiovasculares, ¡no intentes automedicarte! Hay que recordar que muchas enfermedades cardiovasculares tienen síntomas clínicos similares y que sólo un cardiólogo cualificado puede hacer el diagnóstico correcto y determinar la estrategia de tratamiento adecuada. En caso de patología grave del sistema cardiovascular, el uso de remedios populares y el uso no autorizado de medicamentos comprados en una farmacia es absolutamente inadmisible, ya que puede empeorar significativamente el estado del paciente y conducir a un resultado letal.


La principal causa de la patología cardiovascular es el estilo de vida del hombre moderno. La falta de actividad física, la alimentación irracional en la que predominan las grasas animales y los hidratos de carbono rápidos, los alimentos refinados y enlatados, la comida rápida, conducen a niveles elevados de colesterol en la sangre y a trastornos metabólicos. El estrés agudo y crónico al que se enfrenta la gente moderna también contribuye a estos problemas.



Además, no hay que olvidarse de los malos hábitos: el tabaquismo y el consumo de bebidas alcohólicas influyen negativamente en el estado de las paredes vasculares y la fluidez de la sangre. Todos estos factores se combinan para dar lugar a la formación de diversas patologías: aterosclerosis, cardiopatía isquémica, hipertensión y muchas otras.


Una buena prevención cardiopática es siempre integral. Debe incluir la dieta, la actividad física, la gestión del estrés, la evitación de los malos hábitos y las revisiones médicas periódicas. Todas estas medidas pueden clasificarse como medidas de prevención primaria, que se adoptan cuando el riesgo de enfermedad cardíaca es bajo. En presencia de fuertes factores de predisposición a la enfermedad cardíaca, es necesario aplicar medidas de prevención secundaria. Entre ellas se encuentran la reducción del peso corporal, la normalización de los niveles de colesterol y azúcar en sangre, la disminución de la presión arterial y la normalización del ritmo cardíaco.


El hombre moderno es cada vez menos móvil: el trabajo requiere cada vez menos esfuerzo gracias a la automatización de los procesos, el transporte le lleva a su lugar de trabajo, incluso lavar la ropa, fregar los platos y encender la televisión ya no requiere ninguna actividad física real. Un día de la semana sedentario se convierte en un fin de semana frente al televisor. Este estilo de vida contribuye a aumentar el exceso de peso y a empeorar la circulación sanguínea en los tejidos. Para evitar el desarrollo de enfermedades del corazón, debe aumentar su actividad física. La mejor solución es una actividad razonable al aire libre: caminar, la marcha nórdica, el esquí y el ciclismo. También son útiles los ejercicios de cardio en el gimnasio (bicicleta estática, cinta de correr). La natación y la gimnasia también son buenas.


Leer más: Medicamentos que reducen la presión arterial

P

Prevención de enfermedades cardiovasculares

More actions